Patatas guisadas con jamón serrano

Buenas! Hoy vengo con una receta de aprovechamiento. Ayer hice un sofrito grande para evitar que se me estropeara la verdura y lo guardé en un frasco de cristal en la nevera. Hoy he utilizado 4 cucharadas soperas de ese sofrito para este plato y debo decir que seguro repetimos porque nos ha gustado.

Ingredientes:

- 4 cucharadas soperas de sofrito de berenjena, tomates, cebolla, ajo, pimiento rojo y pimiento verde.
- 700gr de patatas (lavadas, peladas y triscadas en trozos)
- 1 buen puñado de taquitos de jamón serrano
- 1 chorretón de aceite de oliva
- 1 chorretón de vino blanco
- Agua caliente hasta cubrir las patatas
- Sal y pimienta (una pizquita de cada porque el jamón ya sala bastante)

Preparación tradicional:

Ponemos en una cazuela grande al fuego el aceite con el jamón hasta que se dore bien el jamón por todos lados sin llegar a quemarse, entonces echamos el sofrito que teníamos preparado y el vino blanco. Vamos removiendo con una cuchara de palo y lo tenemos 5 minutos aproximadamente a fuego medio. Añadimos las patatas y damos unas vueltas para que se impregnen bien. Ahora añadimos agua caliente hasta cubrir las patatas (que echamos salpimentadas) y lo tenemos así cociedo hasta que las patatas estén hechas. Si durante la cocción vemos que necesitaran más agua, se lo echamos poco a poco y que sea agua bien caliente. Una vez hecho, si queremos que espese más la salsa trituramos unos trozos de patata con un poco de líquido con la batidora y lo echamos a la cazuela. Listo!

Preparación con thermomix:

He puesto en el fondo del vaso el aceite con el jamón, giro a la izquierda, velocidad cuchara y temperatura varoma. Lo he tenido 5 minutos así con el cubilete puesto. Después he puesto añadido por el bocal el vino blanco y lo he tenido igual otro minuto más pero sin poner el cubilete. Seguido he abierto el vaso, he puesto la mariposa y he incorporado el resto de los ingredientes. He cerrado el vaso y lo he tenido a temperatura varoma, velocidad cuchara entre 20 y 25 minutos. Cuando ha acabado me parecía que la salsa no estaba todo lo espesa que me gustaría así que he separado un buen cacillo de patatas, lo he triturado y lo he unido al resto del guiso. Listo, a comer!

2 comentarios:

Ruqui dijo...

No se por qué, estas recetas de aprovechamiento siempre salen ricas. Tuviste una idea genial. Desde luego tus patatas tienen un aspecto impresionante, muy bueno.
Un beso

NIKICHAN ZAFEIRY dijo...

Me parece estupendo y desde luego que es un plato para repetir. Menuda salsita tiene... :) Un beso

http://recetasde2.blogspot.com.es/

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por dejarme tu comentario ¡Me encanta leeros!